XCerrar

Al navegar por nuestro sitio web, usted acepta la utilización de cookies para ofrecerle servicios y proponerle ofertas adaptadas a sus intereses.

Más información y configuración de cookies

La piel y el tabaco

Nocivo para la salud, el tabaco también es nocivo para la piel.

Consecuencias del tabaco para la piel

El consumo de tabaco provoca:

  • Un envejecimiento prematuro de la piel: rasgos y arrugas más pronunciados
  • Color amarillento en los dedos
  • La piel presenta un aspecto atrófico y grisáceo
  • La piel es más fina y a menudo más sensible


El tabaco también desempeña un papel en el desarrollo de dermatosis crónicas: psoriasis, eccemas, úlceras crónicas … y ralentiza la cicatrización de las heridas. Por último, el tabaco tiene efectos nefastos en el pelo, las uñas (pigmentación), la mucosa bucal (lesiones) y los dientes (pigmentación oscura de las encías).

El tabaco envejece prematuramente la piel

Las alteraciones inducidas por el tabaco son más importantes en la dermis:

  • Alteración de las fibras de elastina y de colágeno
  • Aumento del índice de radicales libres en la piel, lo que provoca una destrucción de las estructuras celulares
  • Degradación de la oxigenación y de la vascularización de la piel


Consecuencias visibles: las líneas de expresión se hacen más profundas y aparecen arruguillas en torno a la boca y en las mejillas. La piel es más fina, la tez más apagada. Le recomendamos, por supuesto, reducir al máximo el consumo de tabaco, puede también utilizar todos los días un cuidado para la piel.

Activo puro recomendado:
A62 Ácido Elágico: El Activo Puro contra la piel apagada del fumador

Cuidados Biomiméticos recomendados:
B37 Tratamiento iluminador de la tez

B38 Tratamiento ultra-hidratante

B39 Cuidado biomimético regenerador redensificante (si la piel ya tiene arrugas).